0

El proyecto, presentado por el oficialismo, tiene como objetivo, establecer pautas y condiciones que regulen esta modalidad de trabajo.

Con 214 votos positivos, 1 negativo y 29 abstenciones, la modificación de la ley de Contratos del Trabajo fue aprobada después de cuatro horas de debate y enviada al Senado.

El proyecto entre otras cuestiones, establece los presupuestos mínimos de esa modalidad de tareas, como la garantía de derechos laborales, tanto en cuanto a la definición de una jornada como al derecho a desconexión, la intimidad del domicilio y la posibilidad de revertir esa modalidad y volver al sistema presencial.

Si bien, las regulaciones específicas “se determinarán para cada actividad mediante la negociación colectiva respetando los principios de orden público establecidos en esta ley”. La modalidad de trabajo a distancia “debe ser voluntaria por consentimiento escrito y puede ser revertida con una notificación por el trabajador”, que podría regresar así al trabajo presencial, se aclara.

Por último, una de las claves, es que dentro del marco de ésta nueva ley que ya tiene media sanción, se garantizan los “derechos colectivos” de los trabajadores e igual representación sindical a la del conjunto de las personas que trabajan en forma presencial.

También te puede interesar

Más en Política

Comentarios

Comentarios cerrados.