0

Con la llegada de la primavera, las plantas y flores cobran protagonismo, en especial, aquellas nativas para su uso en jardines, canteros y macetas. Este año, la tradicional Fiesta de la Flor en Escobar, Buenos Aires, abre sus puertas al público en general para visitas del 1 al 11 de octubre 2021 y contará con la participación del INTA.

En esta oportunidad, el predio floral contará con un cantero en el que se expondrán las cuatro nuevas variedades de flores nativas mejoradas por el Instituto de Floricultura del INTA Castelar. Se trata de dos nuevas variedades del género Nierembergia y otras dos de Mecardonia. A su vez, se mostrarán otras especies ya difundidas por el organismo.

Para Daniel Morisigue –director del Instituto de Floricultura del INTA Castelar– es “una alegría enorme” volver a participar de la tradicional Fiesta de la Flor y “poder mostrarle a la sociedad nuestro trabajo en materia de mejoramiento genético”.

A su vez, agregó: “Esta nueva edición de la Fiesta Nacional de la Flor cobra mayor relevancia, no sólo por volver a la presencialidad, sino que estamos frente a un nuevo contexto en el que las flores y plantas ornamentales demostraron, durante el confinamiento por la pandemia, su rol e importancia para la salud emocional de las personas”.

En este punto, detalló que se estarán mostrando cuatro géneros diferentes de flores nativas mejoradas, de simple manejo, dado que se trata de especies que ya se encuentran adaptadas a las características de clima y suelo de nuestro país, y se comportan bien a pleno sol. Por esto, son ideales para su uso ornamental en jardines, canteros y macetas.

“Las variedades fueron desarrolladas por el Instituto a partir de germoplasma colectado en distintas provincias argentinas”, detalló Morisigue. Y explicó que las plantas se crían en invernáculos y trabajan con selección y cruzamiento genético durante varios años, para lograr plantas superiores en algún aspecto deseado. Una vez que se obtienen las variedades, se registran y transfieren al sector productivo para su comercialización.

Yvoty Lila INTA se destaca por el gran tamaño de sus flores con 28.5 milímetros de diámetro promedio.

Una de las cuatro variedades es Tatarendy Melocotón INTA, una Mecardonia de abundantes flores de color similar al melocotón, garganta amarilla con un anillo rojo entre ésta y el limbo, del cual deriva su nombre, que en lengua guaraní significa “flama o llama”.

Este nuevo cultivar se caracteriza por su mayor tamaño respecto a los cultivares preexistentes, dado que forma matas compactas de cerca de 15 centímetros de altura y unos 30 centímetros de diámetro en macetas. En cantero, alcanza poco más de 40 cm de diámetro.

La otra nueva variedad de la especie Mecardonia es Kamba Clara INTA. Se caracteriza por el color novedoso de sus flores, con limbo amarillo muy pálido y garganta amarilla. Además, su follaje es de color verde oscuro, del cual deriva su nombre `Kamba´, que en lengua guaraní se refiere al gentilicio de “negro”.

Ambas variedades tienen un periodo de plena floración que se extiende desde el inicio de la primavera hasta el fin del verano. Son medianamente tolerantes al frío, tienen un requerimiento medio de riego y demanda plena exposición al sol.

Las dos variedades ornamentales de la especie Nierembergia son Yvoty Blanca INTA e Yvoty Lila INTA. Ambas se destacan por el gran tamaño de sus flores con 28.5 milímetros de diámetro promedio. Además, cuentan con un porte erecto y una altura de 55 centímetros promedio.

Asimismo, cabe señalar, que presentan como novedad la combinación de tres caracteres ornamentales importantes y no existentes en el mercado: color de flores blanco y lilas, altura alta y flores grandes. Florecen en desde la primavera al verano, no presentan problemas sanitarios, son tolerantes al frío, demandan pleno sol con un riego medio.

Publicidad

También te puede interesar

Más en Agro y Campo

Comentarios

Comentarios cerrados.