0

La mitad de las regiones de Italia ingresaron este lunes en estrictas cuarentenas en un intento de las autoridades sanitarias por frenar un último aumento de contagios de coronavirus que elevó las internaciones hospitalarias más allá de umbrales manejables.

Las “zonas rojas” se impusieron a lo largo de la península, desde Lombardía en el Norte hasta Puglia en el Sur, con la región de Lazio y Roma en el medio, informó la cadena de noticias BBC.

El resto del país quedó en zona naranja, lo que significa un bloqueo controlado.

En tanto, en Alemania, personal de salud de diferentes ámbitos, solicitan ayuda al gobierno y la vuelta a las restricciones para contener la nueva ola de la pandemia.

“Según los datos de que disponemos y a causa de la difusión de la variante británica, defendemos vehementemente una vuelta a un cierre desde ahora para impedir una tercera ola fuerte” de Covid-19, declaró Christian Karagiannidis, director científico de la asociación de médicos de cuidados intensivos, en la radio pública alemana RBB

También te puede interesar

Más en General

Comentarios

Comentarios cerrados.